Estrés
     
 
Quienes somos | ¿Tengo pánico?| Autoevaluación | Depresión | Estrés | ECOVIDA | Relajándose | Consejos | TERAPIA ONLINE | HONORARIOS
 
Estrés

   
 
Trastorno de ansiedad generalizada
El estrés y la ansiedad generalizada suele confundirse con el trastorno de angustia.

Pero en este tipo de trastorno:

- El paciente puede presentar, inicialmente, síntomas físicos relacionados con tensiones (cefaleas, taquicardia), pero lo fundamental es una ansiedad predominante durante casi todo el día.

¿Cuales son los síntomas más frecuentes?

Múltiples síntomas de ansiedad y tensión:
- Tensión mental (preocupaciones, sensación de tensión o nerviosismo, dificultades de concentración).
- Tensión física (inquietud, cefaleas de tensión, temblores, falta de relajación).
- Excitación física (mareos, sudoración, taquicardia, sequedad de boca, molestias epigástricas).

Estos síntomas pueden durar meses y, a menudo, reaparecen. Con frecuencia están desencadenados por sucesos estresantes en aquellos pacientes con una tendencia crónica a preocuparse.

A tener en cuenta

- Si predomina un bajo estado de ánimo o tristeza, véase ficha sobre Depresión
- Si se presentan ataques repentinos o ansiedad no provocada, vease ficha sobre Trastorno de pánico
- Si existe un fuerte consumo de alcohol, valorar la posibilidad de trastornos por consumo de alcohol y drogas.

Información esencial para los pacientes y sus familiares:

1. El estrés y las preocupaciones tienen efectos físicos y mentales.
2. El remedio más efectivo para reducir los efectos del estrés es aprender unas técnicas específicas (no una medicación sedante).
Recomendaciones específicas para el paciente y sus familiares:
1. Practicar métodos de relajación con el fin de reducir los síntomas físicos.
2. Planificar actividades relajantes y de ocio a corto plazo. Recordar las actividades que han sido beneficiosas en el pasado.
3. Identificar pensamientos pesimistas o preocupaciones exageradas (por ejemplo, si la hija se retrasa 5 minutos al salir del colegio, el paciente piensa que puede haber tenido un accidente).
4. Intentar buscar soluciones para tratar de afrontar estos pensamientos negativos cuando se presenten (cuando el paciente empiece a preocuparse por el hijo, ha de decirse a sí mismo: «Me estoy empezando a ahogar de nuevo en mis preocupaciones. Sólo se ha retrasado unos minutos y estará en casa pronto»).
5. Los métodos estructurados para la resolución de problemas pueden ayudar al paciente a enfrentarse a situaciones de estrés que contribuyen a crear preocupaciones. Hay que pedir al paciente que se concentre en un problema específico y que vaya paso a paso, buscando soluciones.
6. La práctica regular de ejercicio es beneficiosa.

Medicación

-Si son varios los síntomas de ansiedad que producen una angustia significativa, puede utilizarse medicación ansiolítica o reguladores de la serotonina.
 
Escríbir a Dr. Fiorio
Para más información